La clave para la eficiencia energética óptima

Los enfriadores de gases de escape son el método de ahorro idóneo para consumidores de alto consumo energético. Un enfriador de gases que transmite el calor de los gases de escape calientes a un sistema de calefacción, puede llegar a ahorrar un 20% de energía. El ahorro es mayor instalando un condensador de gases de escape, en cuyo caso el recibo de la energía puede bajar hasta en un 30%. La función de un enfriador o condensador de gases es decisiva para la eficiencia de una instalación de cogeneración. Por este motivo, Enalco en calidad de proveedor o instalador aplica las mismas normas exigentes que usted.

De acuerdo con el instalador y el cliente determinamos cuál es la mejor solución, teniendo en cuenta todas las especificaciones. Cada sistema de cogeneración presenta requerimientos diferentes. Como especialista en enfriadores y condensadores de gases de escape, sabemos que la participación activa desde la fase de diseño se traduce en una calidad suprema de la solución final. Las últimas técnicas de cálculo contribuyen a la optimización del diseño térmico que cumple con todas las exigencias.

Tecnología más innovadora

Enalco produce enfriadores y condensadores de gases de alta calidad. Las tecnologías más innovadores son empleadas para garantizar un resultado final óptimo. Una es la de las soldaduras circulares automáticas, resultando en una calidad superior de las soldaduras. En cuanto a los materiales utilizados por Enalco sólo admite los de la mejor calidad. Para enfriadores y condensadores de gases que deben funcionar sin problemas durante años, el uso de materiales de primera calidad es primordial.

Un funcionamiento fiable durante años

El paso de los años ha demostrado que también en cuanto la durabilidad, Enalco es un proveedor líder. La fiabilidad del sistema es de suma importancia, también a largo plazo. Los enfriadores y condensadores de gases de Enalco disponen de puertas de inspección (lado de los gases de escape) para facilitar las tareas de limpieza y optimizar así su vida útil. Sólo cuando después de amplios protocolos de pruebas, queda comprobado que el producto se ha manufacturado de acuerdo con las especificaciones, los enfriadores y condensadores de gases están listos para ser instalados